29.12.2020 Hace 31 años la Liga Minuana inauguraba su sede denominada «Walter Besteiro»

0

Walter Besteiro en el descubrimiento de la placa, en la jornada de inauguración del edificio sede de la Liga (foto Recordar es Volver a Vivir)

Por Leonardo Rodríguez

El 29 de diciembre de 1989 la Liga Minuana de Fútbol concretaba con éxito una ardua tarea de varios años al inaugurar su sede, la actual Casa de los Deportes, la que en acto de estricta justicia se denominó «Walter Besteiro», en reconocimiento a la gran labor que el dirigente del fútbol minuano desarrolló para la concreción de este hito tan importante en la historia del balompié local.

En diciembre de 1981, Besteiro informó en sesión de la Liga que junto al Esc. Herman Vergara tenían en vista un terreno de 300 metros cuadrados pertenecientes a la sucesión Izeta. Dando detalles de su importe, del dinero con el que contaba la Comisión Pro-Sede y de las gestiones efectuadas para obtener el dinero restante de un banco de la ciudad, la compra fue aprobada por unanimidad y bajo el aplauso de pie de los presentes.

En 1987 pudo comenzarse la obra, entre otros aspectos por un importante convenio firmado con el Ministerio de Transporte y Obras Públicas, la que se inauguró un día como hoy pero hace 31 años.

ACTA DE LA SESIÓN INAUGURAL

El libro Recordar es volver a vivir de Cesar García, transcribe textualmente el acta de la histórica sesión inaugural del edificio de la Liga. «En la ciudad de Minas, el veintinueve de diciembre del año mil novecientos ochenta y nueve se reúne en el local de la calle Dr. Aníbal del Campo con el número quinientos ochenta y cinco, se reúne en sesión solemne el Consejo de la Liga Minuana de Fútbol de Lavalleja y los órganos colaterales, miembros de la prensa local y algunos invitados especiales.

Siendo las veintiuna horas y cuarenta y cinco minutos da comienzo la sesión y hace uso de la palabra el señor Presidente de la Liga Dr. Juan Carlos Rey:

Da por comenzada la sesión solemne y extraordinaria para tomar asiento del edificio de la Sede Propia de la Liga Minuana de Fútbol de Lavalleja. A partir del día de hoy esta Liga va a dejar de ser un cuerpo itinerante y va a tener su asiento propio. El 23 de marzo de 1918, marcará otro hito en la historia del fútbol en Minas. Otra fecha a destacar es el mes de marzo de 1981 cuando se compra el terreno que será asiento del edificio que hoy ocupamos: en 1987 comienzan las obras que hoy culminan. El tesorero Sr. Walter Besteiro fue el paladín de esta obra; que se embarcó en esta quimera, y tuvo la constancia y tesón para lograrlo.

Invita a la Federación de Fútbol de Lavalleja, Consejo de la Divisional «B» de esta Liga, Liga Minuana de Baby Fútbol y demás instituciones deportivas a contar con esta casa para que realicen sus sesiones en este edificio.

Destaca el trabajo de la Comisión Pro-Sede que, conjuntamente con el tesorero, lucharon por este edificio; los señores. Dr. Ruben Escudero Marcaida, Esc. Herman Vergara, Dr. Jorge Suárez, y hace una mención especial al Arq. Gustavo Riccetto.

En este momento culminó la primera etapa de esta obra, pero no termina aquí, queda por realizar dos pisos más, que es lo proyectado. Agradece a las Instituciones que apoyaron la primera etapa de esta obra. Agradece a los neutrales que colaboraron con el Sr. Besteiro en ese gran esfuerzo realizado. Agradece a la señora de Besteiro que se privó de su presencia en el hogar para volcar su tiempo en esta obra.

Reconocemos la participación del Ministerio de Transporte y Obras Públicas con la firma del convenio, lo que aportó una suma que no superó los 6 millones de nuevos pesos, aunque esta obra insumió muchos millones más.

Agradece a todos lo que colaboraron y no los nombra por no pecar de olvidarse de alguno, invita al señor Tesorero Walter Besteiro a acercarse y se le hace entrega de una plaqueta en nombre de la Liga Minuana en reconocimiento de su participación en la realización de esta obra.

Esc. Arrospide: Hace una reseña del desarrollo del fútbol en nuestra ciudad y departamental. Destaca que en 1987 se resolvió por unanimidad de presentes, nominar este edificio Walter Besteiro, en reconocimiento de su total dedicación para que hoy sea una realidad este edificio. También destaca la acertada elección del nombre a la sala de sesiones la que recordará a una figura destacada en el deporte local y departamental, el señor Francisco Massanet, quien no nos acompaña como hubiéramos deseado ya que falleció hace unos meses».

En uso de la palabra, Besteiro «agradece a todas las personas que colaboraron para que esta obra fuera una realidad a los que no nombra a continuación porque corre el riesgo de caer en el olvido de alguno. Junto con el Dr. Escudero comenzamos esta obra con la base de cuatro mil pesos. Agradece a todos y piensa que hay que continuar la obra con las etapas que faltan quemar. Soy un trabajador humilde y me dediqué a algo que pensé que se podía llegar a culminar. Hubo piedras en el camino y hoy me siento feliz de poder estar como estamos en esta casa», estableció en tal importante instancia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *